BUENOS DÍAS 21 A 23 de JUNIO

Martes, 21 de junio

 CERRANDO EL CURSO

 Estamos a punto de echar el cierre a este curso 2015-2016. Es momento de hacer balance y pensar en qué aspectos de nuestra vida hemos podido crecer y en cuáles tenemos que seguir insistiendo: estudios, familia, amigos, relación con Dios, solidaridad, religiosidad, relaciones personales… En definitiva, se trata de poder dar fruto, y que nuestro buen fruto lo conozca la gente que nos rodea. Sólo así podremos ser más sanos, más sabios y más santos, como quería Don Bosco.

 VÍDEO (opcional). Yo soy la vid verdadera. https://www.youtube.com/watch?v=rqVUDB8f6Dg

 ORACIÓN

Bienaventurados los hombres inquietos,

que nunca se venden a una situación.

Bienaventurados los hombres sencillos,

ajenos al ruido de la ostentación.

Bienaventurados los hombres sinceros,

contiene su vida conciencia y verdad.

Bienaventurados los hombres cansados

de andar por los días sin un ideal.

Bienaventurados los hombres que pierden

dinero y honores por no claudicar.

Bienaventurados los hombres que viven

buscando el sentido de su libertad.

Bienaventurados los hombres que callan

y sólo en sus obras nos dan su opinión.

MARÍA, AUXILIO DE LOS CRISTIANOS… 

 

Miércoles, 22 de junio 

ESTE AÑO TOCA UN VERANO… ¡EN CRISTIANO!

  A punto de comenzar las vacaciones queremos recordarnos que en verano Dios no está de vacaciones. Nos vamos a la playa, al campo, a los pueblos… y muchas veces nos olvidamos de celebrar nuestra fe con la comunidad parroquial, o de dedicarle un rato a Jesús en nuestra oración personal… Pues en verano ¡también tenemos que sacar tiempo para estar con el Señor!

  DECÁLOGO PARA UN VERANO “EN CRISTIANO” (Javier Leoz)

  1. Un cristiano, en el verano, no esconde ni guarda su fe como quien deja en el armario el abrigo de invierno. Somos cristianos siempre.
  2. La vida cristiana no se sostiene solamente en el “ser buenos”. Bondadoso al cien por cien, sólo es Dios. Por ello mismo este tiempo es propicio para no olvidar a Dios y ser rostros vivos de su presencia.
  3. Sin oración, un cristiano, es un molino paralizado. La oración nos hace fuertes, nos clarifica, nos hace reflexionar y llevar a cabo la voluntad del Padre.
  4. La Eucaristía es una necesidad espiritual. Si ya con ella nos resulta llevar una vida relativamente cristiana, sin ella nos convertimos en marionetas del mundo.
  5. En el verano vamos buscando el sol. El culto al cuerpo no puede estar por encima de la adoración a Dios. Él sí que es el único Sol de justicia. Es quien broncea de verdad el corazón y el alma.
  6. “Dime lo que lees y te diré cómo piensas”. ¿Acaso un cristiano no ha de nutrirse con palabras de esperanza?
  7. La Creación la ha puesto Dios para nuestro deleite. Respetemos el entorno donde descansamos y gocemos de tantas cosas buenas que el Señor pone a nuestro alcance. Cuesta siglos repoblar la tierra, horas el incendiarla.
  8. La belleza, el arte, la música clásica…nos puede llevar al encuentro y al disfrute personal de Dios. Un santuario es una puerta abierta a la ve. María Virgen es una mano que nos empuja hacia el Señor ¡Disfruta de la huella que el hombre ha dejado través del arte y como fruto de su fe!
  9. El silencio y la contemplación junto al mar. La escalada de montañas como signo de nuestro esfuerzo por llegar al cielo.
  10. En el valle o en el mar, en la montaña o en una aldea, adentrados en el bosque o perdidos en un desierto. Frente a una catedral o por las calles de una gran ciudad: no olvidemos que somos cristianos. No olvidemos que, Dios, va con nosotros.

MARÍA, AUXILIO DE LOS CRISTIANOS… 

 

Jueves, 23 de junio 

SÉ SAL Y LUZ ESTE VERANO: ¡FELIZ VERANO!

 Por fin nos despedimos y deseamos a todos que paséis un buen verano. No hagamos nada de lo que podamos arrepentirnos… Busquemos siempre ser sal de la tierra y luz del mundo, que no se note nuestra presencia a veces es bueno y que nuestra ausencia deje un poco inquietos a los demás, pues seremos necesarios allá donde estemos… Jesús no se cansó de hacer el bien. En el año de la Misericordia fijemos nuestros ojos en el ejemplo de Jesús y hagamos el bien como Él. ¡Jesús sí que fue sal de la tierra y luz del mundo!

 ORACIÓN

Señor Jesús, cuenta con nosotros

para sembrar la semilla de su evangelio;

semilla que produce frutos de fraternidad y amor.

Nosotros queremos ser sal de la tierra y luz del mundo,

porque el cristiano no ha perdido su vigencia;

porque nunca como hoy su papel es tan importante;

porque siempre tendrá algo que decir.

Nosotros queremos ser sal que dé sentido y felicidad al mundo.

Cuenta con nosotros, Señor.

Queremos ser luz que ilumine el mundo

y le muestre el verdadero rostro de Dios, el Dios Amor.

Cuenta con nosotros, Señor. Amén.

MARÍA, AUXILIO DE LOS CRISTIANOS… 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s